¡Rasca mamá!

No sabemos cómo acabó la carita de aquella niña del anuncio que se quejaba de lo áspera que era su toalla, pero estamos seguros de que con las nuestras ¡eso NUNCA pasa! 

Las hay de diferentes pesos, composiciones y precios. Si buscas calidad a un precio súper competitivo te recomendamos ésta: 400 grs. de 100% algodón en 11 colores y en 4 medidas. 

Por cierto, que las toallas no siempre fueron como son hoy. Ya antes de los romanos, los pueblos bárbaros utilizaban la “tualia” para secarse las manos, una especie de lienzo que valía un poco para todo. Poco a poco se convirtió en un artículo de lujo y a finales del XIX se popularizó gracias a una sociedad cada vez más preocupada por la salud y que demandaba una higiene cada vez más exigente. Es curioso ver cómo los elementos más sencillos como una toalla viven también sus propios cambios acordes con una sociedad siempre en constante evolución.